top of page
Tratamientos: Servicios

Las terapias en las que me apoyo en las sesiones adecuándolas a lo que cada persona necesita, son:

Osteopatía

¿Qué es y en qué puede ayudarme?

cervicales.png

La osteopatía es un sistema de diagnóstico que ofrece una visión global del cuerpo.

 

Su objetivo es llegar al origen de la dolencia para encontrar la disfunción que está alterando el buen funcionamiento y equilibrio corporal. Para ello tiene en cuenta tanto el contexto de la persona como el funcionamiento de todos sus sistemas.

 

Estas lesiones osteopáticas las trabaja a través de terapias manuales adaptándolas a las características de cada persona.

Conceptos básicos y tipos de Osteopatía

La osteopatía se basa en tres conceptos que se retroalimentan entre sí, influyéndose unos sobre otros:

  • La Estructura: es el esqueleto, formado por los huesos, tendones, músculos, ligamentos...

  • La Función: son las vísceras. El riñón, el hígado, el páncreas, el estómago, el intestino, la vejiga, el útero...

  • La Emoción: es el Sistema Nervioso Central (encéfalo y médula) que se expresa a través del miedo, tristeza, alegría, enfado...

De ellos se derivan los tres tipos de Osteopatía

Osteopatia_conceptos.png

​Osteopatía Estructural

OsteopatiaEstructural

Es la osteopatía que trata desde la estructura. Parte de la posición de la persona y los desequilibrios que se pueden estar generando en las articulaciones.

 

Por ejemplo, tener una cadera más alta que la otra puede ser debido a una disfunción del sacro y provocar dolor de lumbares; tener un hombro más bajo que el otro puede generar una actitud escoliótica en la columna y generar una dorsalgia.

Cualquier alteración de los músculos o de las articulaciones genera un bloqueo o hipomovilidad que hace que el tejido se vuelva rígido. Al no moverse como debe, las partes contiguas tienen el efecto contrario: se mueven a más velocidad creando una hipermovilidad, que es lo que sentimos como molestia o dolor.

 

A través de distintas herramientas como las técnicas articulares, las energías musculares, los thrust y las inhibiciones, se trata de reestrablecer ese equilibrio para aliviar o eliminar el dolor.

​Osteopatía Visceral

OsteopatiaVisceral

Es la osteopatía que parte de la función. Cuando una víscera no hace bien su tarea, puede llegar a producir lesiones estructurales recurrentes.

Por ejemplo, si estoy con estrés en el trabajo y siento que los nervios se me van al estómago, esta presión puede crearme una adherencia en el tejido estomacal provocándome digestiones pesadas y a la vez dolor de espalda.

La buena salud de las vísceras debe garantizarse a través del equilibrio de:

  • el diafragma, como músculo que las empuja y tracciona al respirar,

  • el movimiento propio de cada víscera, necesario para complir su función: el latido del corazón, el peristaltismo de los intestinos...

  • la movilidad visceral que realiza el deslizamiento entre ellas.

Por medio de técnicas suaves se devuelve la elasticidad y el efecto de bombeo a los órganos, eliminado la acumulación de toxinas y recuperando la movilidad de todo el sistema visceral.

​Osteopatía Sacrocraneal

Sacrocraneal

Es la osteopatía que parte de la emoción y del sistema nerviso central.  El encéfalo y la médula componen este sistema. El encéfalo se aloja en el cráneo y continúa por la médula, que recorre la columna vertebral hasta llegar al sacro, de ahí la nomenclatura de esta osteopatía.

El cráneo está compuesto por distintos huesos que se unen a través de suturas. Dentro está el cerebro, que tiene un movimiento particular que se llama Impulso Cerebral Rítmico (ICR), el Líquido Céfalo Raquídeo (LCR) que recorre todo el organismo y unas bolsas membranosas llamadas Meninges que envuelven el cerebro, permitiendo su motilidad.

Los huesos del cráneo están en un continuo movimiento llamado Mecanismo de Respiración Primaria (MRP). Es un tipo de respiración que comienza a darse en el quinto mes de embarazo, antes de la respiración pulmonar. Consiste en un movimiento de dilatación y estrechamiento de 1 o 2 mm que se da en unos 16 segundos aproximadamente y es producido por el ICR, el LCR o las Meninges.

El sacro también tiene un movimiento involuntario propio, que se sincroniza con el cráneo a través de la médula. Cuando una de las partes de este engranaje se bloquea, se pierde esta sincronía, apareciéndonos un síntoma.

Por ejemplo, si estoy viviendo una situación de ansiedad, puedo padecer insomnio. Esto se da porque mi sistema nervioso detecta alertas continuamente, alterando las funciones de desactivación, reposo y regeneración. Esta emoción, que es conducida a través del LCR, se bloquea en una parte de su recorrido que puede ser el hueso Temporal, deteniendo su movimiento y generándome pitidos en un oído.

El objetivo de la terapia craneosacral  es reestablecer el movimiento en todo el sistema, detectando dónde está el bloqueo para volver a darle movilidad. Lo hace poniendo las manos sobre el cráneo, aplicando una presión casi imperceptible pero muy profunda que suele generar una sensación de serenidad.

Quiromasaje

Quiromasaje

Es una terapia que actúa sobre los tejidos blandos a través de las manos.

Trabaja sobre todo a nivel muscular, relajando la tensión de forma que estimula el sistema circulatorio promoviendo la oxigenación de la sangre. Nutre el músculo devolviéndole su tonicidad para que los demás sistemas que lo atraviesan puedan circular libremente. Ayuda a expulsar las toxinas a través de la sangre y la linfa para reducir el dolor y libera el sistema nervioso para que regule el funcionamiento de los órganos y demás estructuras.

Debido a su acción de deslizamiento sobre las distintas capas tisulares (piel, músculo, nervios, arterias, vías linfáticas...) tiene múltiples efectos:

  • local: sobre la zona tensa o dolorida. Al mejorar el riego sanguíneo, puede aparecer un leve enrojecimiento de la zona, señal de que se ha liberado el tejido.

  • refleja: por acción de las terminaciones sensitivas cutáneas y el sistema nervioso. Por ejemplo, al relajar el músculo piramidal se liberará al nervio ciático que provocaba dolor hasta detrás de la rodilla.

  • humoral: al mejorar la fluidez de los líquidos del cuerpo, se regulará el sistema nervioso generando sensación de relajación y bienestar.

Masaje Deportivo

MasajeDeportivo

El masaje deportivo se puede aplicar tanto a deportistas profesionales como a personas que practican deporte regular o esporádicamente.

Su objetivo es preparar los tejidos para prevenir lesiones y restaurarlos para acelerar su proceso de recuperación una vez lesionados.

Como ocurre con el quiromasaje, reduce la tensión muscular, elimina toxinas  y mejora la nutrición de los tejidos gracias a la entrada de oxígeno del sistema circulatorio y linfático.

Incide en el sistema nervioso eliminando los espasmos musculares, disminuyendo la rigidez muscular y aumentando el rango articular. Estimula los receptores sensitivos de la piel para disminuir el dolor, impulsa la producción de adrenalina y aumenta la secreción de endorfinas.

 

 

Utiliza técnicas manuales y se ayuda de estos métodos para mejorar su eficacia:

Ventosas

Ventosas

Son una terapia milenaria china que mejora la circulación sanguínea al succionar la piel, creando un efecto de vacío que aumenta el diámetro de los vasos sanguíneos.

Kinsiotape

Kinesiotape

Tipo de vendaje neuromuscular que se usa para activar o relajar músculos, mejorar la elasticidad de ligamentos y mejorar la circulación sanguínea y linfática liberando espacio entre los tejidos.

DrenajeLinfatico

Drenaje Linfático

Mediante técnicas suaves y lentas estimula los vasos linfáticos para evacuar toxinas, reducir inflamaciones y fortalecer el sistema inmunológico.

Terapia Fascial

Miofascial

La fascia forma parte del tejido conjuntivo, que es una agrupación de células especializadas y unidas para envolver órganos con sus respectivos paquetes vasculares y nerviosos y para sostener  la postura corporal.

 

Se compone de membranas serosas o peritoneales que envuelven los órganos -como las meninges del cerebro o la pleura de los pulmones-, tendones que unen los músculos a los huesos -como el tendón rotuliano que une el cuádriceps a la rótula-  y ligamentos que permiten el movimiento entre  los huesos de las articulaciones -como el ligamento  peroneoastragalinoanterior del tobillo que une el peroné con el astrágalo-.

 

La fascia está considerada un órgano en sí misma y contribuye a unificar estas distintas estructuras que forman el cuerpo. Tiene un efecto transmisor de tensiones y establece el concepto de continuo, ya que es capaz de llegar a cualquier parte del cuerpo ya sea de arriba abajo como de dentro afuera.

 

Esto quiere decir que si por ejemplo tenemos una cicatriz en el hombro por una caída o una operación, la tensión que ésta genera en la fascia puede repercutir en que me duelan las lumbares, una rodilla u otra parte del cuerpo por muy alejada que esté. Como también repercute hacia dentro llegando hasta el cerebro por contacto con la musculatura y la médula, puede influir en el sistema nervioso central alterando alguna de sus funciones. Tras un golpe de culo puede que vea doble porque al bloquearse el sacro o el coxis en la caída, se alterará su sincronía con los huesos craneales como el etmoides, incidiendo en el buen funcionamiento del  nervio Motor Ocular Común o Externo.

 

La liberación de la fascia se realiza a través de técnicas suaves y flexibles sobre la piel, ayudando a reducir dolores del aparato locomotor y mantener la higiene postural.

 

 

Osteopatía
Estructural
Visceral
Sacrocraneal
Quiromasaje
Deportivo
Miofascial
bottom of page